ART_03

ARTÍCULO ORIGINAL

DESARROLLO DE COMPETENCIAS Y APRENDIZAJE SIGNIFICATIVO.  

SKILLS DEVELOPMENT AND MEANINGFUL LEARNING.

 

Roger Wilfredo Cespedes Revelo

Universidad Nacional Hermilio Valdizan, Huánuco, Perú

https://orcid.org/0000-0003-3817-4818

Correo electrónico: rcespedes@unheval.edu.pe

 

Juan Carlos Rojas Matos

Universidad Nacional Hermilio Valdizan, Huánuco, Perú

https://orcid.org/0000-0002-5910-0327

Correo electrónico: jrojas@unheval.edu.pe

 

Quintidiano Napoleón Céspedes Galarza.

Universidad Nacional Hermilio Valdizan, Huánuco, Perú.

https://orcid.org/0000-0001-5429-273X

Correo electrónico: qcespedes@unheval.edu.pe

Recibido: 20/09/2019  Aceptado: 27/10/2019  Publicado: 27/12/2019

 


RESUMEN

Objetivo: Determinar la incidencia del desarrollo de competencias en el aprendizaje significativo del módulo habilidades gerenciales en un grupo de estudiantes de administración. Metodología: Tipo no experimental y diseño descriptiva correlacional. Para tal efecto, se aplicó un cuestionario de encuesta a 56 estudiantes, a fin de conocer su valoración acerca de las variables: desarrollo de competencias y aprendizaje significativo. Resultados: Procesando los datos se encuentra que el 85,7% valoran la importancia del desarrollo de competencias y el 89,3% consideran que el desarrollo cognitivo, procedimental y actitudinal en el módulo de habilidades gerenciales, han generado en ellos aprendizajes significativos. Conclusión: Generar aprendizaje significativo es una de las tendencias educativas de la actualidad y teniendo como base un enfoque de competencias, permite a los estudiantes desarrollar habilidades gerenciales. En ese sentido, el aporte investigativo en este campo es cómo abordar la enseñanza y aprendizaje en los cursos que se imparten en las ciencias administrativas, de tal manera que se pueda transpolar hacia otras realidades.

 

Palabras clave: Desarrollo de competencias, aprendizaje significativo, habilidades gerenciales, modelo educativo.

 

Los autores©. Este artículo es publicado por la Revista Balance´s de la Universidad Nacional Agraria de la Selva. Este es un manuscrito de acceso abierto, distribuido bajo los términos de la Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional. (https://creativecommons.org/licenses/by-nc-sa/4.0/), que permite el uso no comercial, distribución y reproducción en cualquier medio, siempre que se cite adecuadamente la obra original.

 

 


ABSTRACT

Objective: To determine the incidence of the development of competencies in the significant learning of the managerial skills module in a group of management students. Methodology: Non-experimental type and descriptive correlational design. For this purpose, a survey questionnaire was applied to 56 students, to know their assessment of the variables: development of competences and significant learning. Results: Processing the data it is found that 85.7% value the importance of the development of competences and 89.3% considering that the cognitive, procedural, and attitudinal development in the module of managerial skills, have generated in them specific learning. Conclusion: Generating meaningful learning is one of the current educational trends and based on a competency approach, it allows students to develop managerial skills. In this sense, the investigative report in this field is how to approach teaching and learning in the courses taught in the administrative sciences, in such a way that it can be transplanted to other realities.

 

Keywords: Competency development, meaningful learning, managerial skills, educational model.

 

INTRODUCCIÓN

Los cambios sociales manifiestos desde el comienzo del siglo XXI han marcado la pauta en la generación de avances políticos, económicos y educativos en todo el mundo; dicho fenómeno es conocido como globalización” (Aguilar, Cedillo y Valenzuela, 2015, p. 22). Razón por la cual “la educación superior debería desempeñar un papel esencial en la promoción de la cohesión social, en la reducción de las desigualdades y en la elevación del nivel del conocimiento, destrezas y competencias en el seno de la sociedad (Villa y Villa, 2007, p. 16).

A causa de estas exigencias, se han creado diversos modelos educativos con la finalidad de reforzar el aprendizaje del alumnado, a nivel nacional e internacional. Actualmente, en la educación universitaria se está priorizando el enfoque de aprendizaje basado en competencias, que “surge por la necesidad de mejorar y modernizar la educación, donde, la competencia del trabajo colaborativo es primordial en la formación de los alumnos, porque aprenden a desarrollar actitudes y habilidades al desarrollar sus trabajos, traducidos en aprendizajes significativos” (Aguilar, Cedillo y Valenzuela, 2015, p. 22).  Además, con este modelo se “intenta desarrollar un aprendizaje vinculado con el ejercicio de la profesión, aunque siempre desde la consideración que los estudiantes están en un periodo formativo académico, siendo aquí donde se evalúan las competencias y su aprendizaje” (Villa y Villa, 2007, p. 17).

En los procesos de innovación educativa, el docente universitario es un componente importante por considerar, no se puede concebir una educación superior centrada en logro de competencias, considerando solo el aprendizaje del alumno, y no al docente y sus competencias (Mas, 2011). En ese sentido, las competencias según Tobón (2005) señala que es un “proceso complejo que las personas ponen en acción, para resolver problemas y realizar actividades integrando el saber ser (automotivación, trabajo colaborativo), saber conocer (observar, explicar, comprender) y saber hacer (desempeño basado en procedimientos y estrategias), con autonomía, critica y creatividad” (p. 49). En tanto Rodríguez (2008) afirma que “ser competente implica poder realizar actividades profesionales, resolver problemas, desarrollar proyectos oportunamente movilizando integralmente un saber realizar, juntamente con los saberes conceptuales pertinentes y con capacidades diversas de acción y de relación, a fin de obtener resultados de calidad” (p. 133). Rodríguez y Vieira (2009) señalan “como estas competencias deben ser evaluables, los resultados de aprendizaje expresan, por tanto, lo que el estudiante conocerá, comprenderá y será capaz de demostrar al finalizar un determinado periodo de formación” (p. 30).

Boude (2011) señala que la actitud, presión y concepción, presentadas por el estudiante  forma parte del ambiente de aprendizaje que componen las TIC, además luego de compararse los resultados alcanzados de los estudiantes a nivel de competencias específicas, se observó que el promedio de los estudiantes del grupo control alcanzaron el nivel superior, es decir, es la estrategia la que coadyuva en el progreso de las competencias del estudiante. Es decir, se comprueba que dicha estrategia no solo coadyuva en el progreso de dichas competencias, sino que, además, aporta en el desarrollo de competencias comunicativas, tecnológicas, así como otros aprendizajes metodológicos, interpretativos y argumentativos. Posterior al análisis determinó que los estudiantes con los niveles más altos en las competencias programadas son los de mayor capacidad de razonamiento. Es decir “la capacidad de razonamiento tiene un efecto directo e indirecto en los logros de los estudiantes” (Araz y Sungur, 2007, p. 296). Por su parte Becerra (2005) agrega que, trabajando en pares y desarrollando las actividades en colaboración, repercute positivamente en la asimilación de los conceptos, trayendo mejores resultados de aprendizaje.

Stes, Gijbels y Van Petegem (2008) citados por Boude (2011) afirman que, “en ambientes de aprendizaje centrados en los estudiantes, no encontraron diferencias significativas en los resultados obtenidos, tomando como variables sus contextos, el nivel de experiencia o el número de estudiantes en clase” (p. 409). Cabe indicar que, “las competencias en el mundo moderno se han constituido en el nuevo paradigma para las organizaciones educativas. Actualmente se requieren evidencias demostradas del desempeño eficiente, frente a criterios y ámbitos específicos, lo cual implica un reto para la Educación Superior” (Ospina y Lago, 2005, p. 63). Ahora, “Mientras sea posible abordar los problemas con base en el paradigma y haya condiciones históricas que lo apoyen, implícita o explícitamente, el paradigma se mantendrá; esto se conoce como el periodo de ciencia normal” (Nares, Ulloa y Gutiérrez, 2016, p. 8).

García (2011) señala que “el nuevo modelo educativo requiere ser organizado e implementado con base en el concepto de competencias, que es la combinación de destrezas, conocimientos, aptitudes y actitudes, y a la inclusión de la disposición para aprender además del saber cómo” (p. 4). Lo que posibilitaría que el estudiante genere capital cultural, social y humano. Para que posteriormente pueda desenvolverse profesionalmente, toda vez que, “posee competencia profesional quien dispone de los conocimientos, destrezas y aptitudes necesarios para ejercer una profesión, puede resolver los problemas de forma autónoma y flexible y está capacitado para colaborar en su entorno profesional y en la organización del trabajo” (Bunk, 1994, p. 9). Además, serán más competentes “aquellos que asumieron de forma positiva el rol de protagonistas en su proceso de aprendizaje y que participaron del proceso de intercambio de saberes, con el profesor-investigador y con sus compañeros de manera presencial” (Boude, 2011, p. 408).

Tobón, Pimienta y García (2010), afirman que “cada época, escenario y momento histórico genera retos para la educación, producidos por la unión de diversas demandas e intereses implícitos y explícitos de la sociedad (maestros y maestras, directivos de educación, sector político, intelectuales, las empresas y organizaciones sociales” (p. 2). Sin embargo, cuando se respondan a dichas demandas implícitas o explícitas, se generará un paradigma educativo, que beneficiarán a uno o varios grupos, los cuales podrían desconocer los intereses y necesidades de los alumnos. El cambio paradigmático “implica poner al sujeto en el centro del aprendizaje, ya no como un actor pasivo, sino como un actor activo en su propia construcción de conocimientos” (Casassus, 2002, p. 58).

Respecto al paradigma Thomas Kuhn citado por Nares, Ulloa y Gutiérrez (2016) manifiestan que, “es un conjunto de creencias, valores y argumentos compartidos por una comunidad científica en determinado tiempo. Este paradigma debe mantenerse, buscando que todos los integrantes de la comunidad científica lo sigan; quien no lo hace, se aísla o es rechazado” (p. 8).

Rodríguez (2008), afirma que, “superado el enfoque conductista de la enseñanza y del aprendizaje, al menos en teoría, hace bastantes años que la tendencia dominante en la investigación en educación es la psicología cognitiva” (p. 5), la cual “concibe a los alumnos como procesadores activos de información, (…) y atribuye un papel crucial al conocimiento y la perspectiva con que los alumnos se enfrentan a la tarea de aprender” (Bruning, Schraw y Norby, 2012, p. 1). La psicología cognitiva en esta etapa ha sido esplendida, existen diversas teorías psicológicas y de aprendizaje que explican cómo surge la cognición. “La explicación cognitiva y constructivista del aprendizaje es más coherente con la naturaleza de las competencias (…) Aprender con sentido, aprendizaje significativo, a partir de lo que se conoce, activo y con tareas reales, serán las garantías de un aprendizaje duradero” (Fernández, 2006, p. 41). Por tanto, “es responsabilidad de las instituciones educativas generar procesos alternativos que permitan un desarrollo integral de los estudiantes en la dimensión cognoscitiva, afectiva, ética, espiritual, estética, sociopolítica y comunicativa” (López, 2008, p. 81).

METODOLOGÍA

La investigación se realizó en un grupo de 56 estudiantes del módulo habilidades gerenciales de la Escuela Profesional de Administración de una Universidad Pública de la región Huánuco. Para tal efecto, se aplicó la técnica de la encuesta con su instrumento el cuestionario de encuesta que se sometió a validación de juicios de expertos (V=0.985) y al análisis de confiabilidad (Alfa de Cronbach = 0.950).

Fue de carácter no experimental y aplicada, porque el objetivo no fue crear teorías, sino poner a prueba la relación de las competencias con el aprendizaje significativo. Bajo este contexto, se basó en el enfoque cuantitativo usando para ellos la estadística descriptiva, para mostrar los resultados en tablas y la estadística inferencial, para la comprobación de la hipótesis.

Para la contrastación de las hipótesis se utilizó la prueba no paramétrica Rho de Spearman en consideración que los datos no cumplían con el supuesto de normalidad, obteniéndose un coeficiente de K-S de .000.

RESULTADOS

Aplicando el instrumento de investigación se han logrado medir dos variables: desarrollo de competencias y aprendizaje significativo. Los resultados que resaltan son:

Tabla 1.

Desarrollo de competencias.

De las opiniones vertidas en la tabla 01 el 85.7% de los alumnos valoran el desarrollo de las competencias, en el ámbito genérico, específicas y especializadas del módulo habilidades gerenciales   aprendidas en el aula, seguido del 10.7% que manifestaron no saber y no opinar al respecto y el 3.6% expresaron que no lograron desarrollar tales competencias.

 

Tabla 2.

Aprendizaje significativo.

 

En la tabla 2 podemos observar que el 89.3% de los estudiantes del módulo de habilidades gerenciales afirman que la importancia del aprendizaje significativo en su formación, considerando y valorando el desarrollo cognitivo, procedimental y actitudinal aprendidas en el aula. Permitiéndoles un mejor aprendizaje personal, interpersonal, conceptual y grupal. El 7.1 % manifestaron no saber ni opinaron al respecto, en tanto el 3.6% expresaron que no contribuyó.

Se puede observar en la tabla 3 que si existe relación entre la variable desarrollo de competencias y aprendizaje significativo.  El coeficiente de correlación de Spearman es de 0.858 el cual indica que la relación es alta y positiva.

Además, se tiene que el valor de significancia alcanza un nivel significativo (p<.001) por lo que se acepta la hipótesis planteada. Es decir que, en el estudio realizado a los estudiantes del cuarto año de la Escuela Profesional de Administración, se determino la existencia de que ambas variables si tienen una relación significativa.    

 

Tabla 3.

Correlación entre desarrollo de competencias y aprendizaje significativo.

**. La correlación es significativa en el nivel 0,01 (bilateral).

DISCUSIÓN

Los resultados del estudio nos hacen concluir la importancia de desarrollar competencias, a través del uso de nuevas metodologías de enseñanza, tal como indica Malpartida-Márquez (2018, pág. 47) “el alumno para que pueda aprender no basta llenarle de información y contenidos, para que lo memorice y luego lo aplique, sino que es preciso generar situaciones problemáticas que permita generar esfuerzos autónomos para enfrentar la resolución del problema”. Sólo así podemos generar aprendizajes significativos. En ese sentido, los resultados arribados concuerdan con las teorías del desarrollo de competencias.

No obstante, el éxito de generar habilidades gerenciales en los estudiantes no basta con aplicar metodologías nuevas o modernas de enseñanza, sino de asegurar situaciones de corte cualitativos, como la alimentación, infraestructura, los saberes previos, los estilos de aprendizaje que arrastran desde la educación básica regular y los aspectos formales existentes en las universidades que muchas veces impiden la implementación de innovación educativa o implantación de nuevas metodologías basadas en competencias.

Para que la educación superior en nuestro país se desarrolle, creemos que no basta sólo el esfuerzo de la academia, sino que tiene que ver las políticas públicas que parta de un plan integral a mediano plazo cuyos componentes sean la educación como eje fundamental, relacionado con la parte biológica, política, infraestructura, la estabilidad económica y cerrar las brechas en las necesidades básicas insatisfechas.

CONCLUSIONES

1.   La evidencia sustenta el cumplimiento del objetivo general del estudio el cual es determinar la relación del desarrollo de competencias en el aprendizaje significativo del módulo habilidades gerenciales, en un grupo de estudiante de Administración. En ese sentido, se encontró una correlación positiva y alta (r=0.858).

2.   Los alumnos expresaron que conocen, valoran y aplican en la vida práctica los conocimientos aprendidas en el aula del módulo desarrollo de habilidades gerenciales. Asimismo, indican que el aprendizaje teórico practico, el manejo efectivo de las TIC, las practicas realizadas y las valoraciones dadas, desarrollan habilidades gerenciales en su desarrollo personal y los hacen más competitivos.

3.   Los alumnos afirman que conocen, desarrollan y aprecian los fundamentos teóricos sobre liderazgo; donde desarrollan el liderazgo en sus prácticas sociales, como una habilidad importante tanto en su vida profesional. Del mismo modo, consideran que la habilidad del autoconocimiento, aprendizaje continuo mejorará su productividad y competencia profesional, toda vez que a través de ello les permitirá ser un profesional eficiente, eficaz, innovador, flexible y adaptable a los cambios en la organización.

4.   Los alumnos expresaron que consideran y aprecian a las personas proactivas, prospectivas, con habilidades y herramientas para el desarrollo gerencial y para tomar decisiones y obtener resultados con eficacia y efectividad. Asimismo, creen que los aprendizajes continuos teóricos-prácticos y el manejo de herramientas y técnicas grupales les permite ser más competitivo y productivo para alcanzar los mejores resultados continuos que demanda la administración moderna.

 BIBLIOGRAFÍA

Becerra, F. (2005). Aprendizaje en colaboración mediado por simulación en computador. Revista de Estudios Sociales(20), 13-26. Recuperado el 18 de Febrero de 2020, de http://www.scielo.org.co/pdf/res/n20/n20a02.pdf

Boude, O. (2011). Desarrollo de competencias genéricas y específicas en educación superior a través de una estrategia didáctica medida por TIC. Tesis para optar el título de Doctor, Universidad Nacional de Educación a Distancia, Facultad de Educación, Madrid - España. Recuperado el 12 de Enero de 2020, de http://e- spacio.uned.es/fez/eserv.php?pid=tesisuned: Educacion-Orboude&dsID=Documento.pdf

García, J. (2011). Modelo educativo basado en competencias: Importancia y necesidad. Revista Electrónica Actualidades Investigativas en Educación, XI(3), 1-24. Recuperado el 10 de Enero de 2020, de https://www.redalyc.org/pdf/447/44722178014 .pdf

Malpartida-Márquez, J. D. (2018). Efecto del aprendizaje basado en proyectos en el logro de habilidades intelectuales en estudiantes del curso de contabilidad superior en una universidad pública de la región Huánuco. T esis de Maestrtía, Universidad Peruana Cayetano Heredia, Maestria en Educación con Mención en Docencia e Investigación en Educación Superior, Lima. Recuperado el 21 de Enero de 2019, de http://repositorio.upch.edu.pe/handle/upch/1515

Mas, Ó. (2011). El profesor universitario: sus competencias y formación. Profesorado Revista de curriculum y formación del profesorado, XV(3). Recuperado el 10 de Febrero de 2020, de https://www.ugr.es/~recfpro/rev153COL1.pdf

Nares, M., Ulloa, H., & Gutiérrez, S. (2016). Diagnóstico de competencias básicas de los licenciados en administración que requiere el sector empresarial. Revista Electrónica sobre Cuerpos Académicos y Grupos de Investigación en Iberoamérica, III(6)

Rodríguez, A., & Vieira, M. (2009). La formación en competencias en la universidad: un estudio empírico sobre su tipología. Revista de Investigación Educativa, XXVII(1), 27-47. Recuperado el 19 de Febrero de 2020, de Rodríguez, L. (2008). La teoría del aprendizaje significativo en la perspectiva de la psicología cognitiva. Barcelona, España: Editorial Octaedro S.L. Recuperado el 18 de Enero de 2020, de http://otrasvoceseneducacion.org/archivos/26 4940

Rodríguez, R. (2008). Un modelo de formación basado en las competencias: Hacia un nuevo paradigma de la enseñanza universitaria. Contextos Educativos(11), 131-147. Recuperado el 15 de Febrero de 2020, de https://publicaciones.unirioja.es/ojs/index.php/ contextos/article/view/599/562

T obón, S. (2005). Formación basada en competencias. Pensamiento complejo, diseño curricular y didáctica (Segunda ed.). Bogota - Colombia, Colombia: Ecoe Ediciones. Recuperado el 15 de Febrero de 2020, de http://200.7.170.212/portal/images/documento s/formacion_basada_competencias.pdf

T obón, S., Pimienta, J., & García, J. (2010).

Secuencias didácticas: Aprendizaje y evaluación de competencias. (G. Morales, Ed.) Mexico: Pearson Educación. Recuperado el 14 de Enero de 2020, de http://files.ctezona141.webnode.mx/20000000 4-8ed038fca3/secuencias-didacticastobon- 120521222400-phpapp02.pdf


 

 

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.


Copyright (c) 2020 Balance´s

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

 width=

 La revista Balance's de la Universidad Nacional Agraria de la Selva está licenciada bajo una Licencia Internacional Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional                   

Revista Balance's
Universidad Nacional Agraria de la Selva
Teléfonos: 981040291
E-mail: editor.balances@unas.edu.pe


Estadísticas de la revista